Close

Vacaciones millennials

Los nuevos viajeros y sus tendencias personalizadas

Las vacaciones millennials y el ecommerce van de la mano. En el mundo de los millennials las cosas se buscan y se compran en tiendas online. Desde el celular y estén donde estén, los que forman parte de esta generación van armando su vida y sus experiencias sobre la marcha pero al mismo tiempo de manera hiper racional. Este fenómeno es global y por lo tanto vale para todos los millennials de Latam, sin importar si son de México o Argentina, de Brasil o de Colombia.

Ya todos los millennials son mayores de edad. Esta generación que nació entre 1982 y 2000 está compuesta por personas que tienen entre 18 y 35 años. Todos se van de vacaciones, pero algunos son todavía chicos que dependen de sus padres mientras que en el otro extremo tenemos ya personas adultas con mayores responsabilidades e independencia. Aunque distintos en ese aspecto, todos tienen en común la conectividad, el uso de las redes sociales y un gran volumen de conocimiento que hace que sus consumos sean muy sofisticados.

La playa no es lo que era

Si bien entre el público en general los productos más comprados online en vacaciones siguen siendo la indumentaria de playa y veraniega como mallas, crocs, sandalias y ojotas, lonas y carpas playeras, el panorama no es el mismo cuando se trata de millennials.

¿Qué eligen los millennials cuando se van de vacaciones? Ya sea los más adultos o los más jóvenes, son un público que está muy lejos del modelo de la infraestructura playera familiar de mesas plegables, sombrillas o heladeritas conservadoras.

El paradigma millennial es más individual y tiene que ver con artículos personales de vanguardia que permitan el disfrute del entorno en libertad con la mayor practicidad posible: mochilas urbanas, calzado adaptable, ropa ligera y optimizada para la variación climática. Siempre la prioridad es la experiencia, y los objetos son sólo vehículos para disfrutar esa experiencia de la forma más natural posible.

La naturaleza urbana

Los millennials son personas nómades y urbanas aún en los entornos naturales. Les gusta ir ligeros de equipaje, pero al mismo tiempo cuidan su imagen personal y confort.

Una condición fundamental en la indumentaria para las vacaciones es la adaptabilidad al entorno: la ropa que se usa en la playa o en el trekking es idealmente también usable en entornos urbanos o de tránsito. Y la experiencia del disfrute natural se mezcla e intercambia con la experiencia del entrenamiento y la actividad física. Poliuretanos, spandex, las telas de secado rápido, la ropa de entrenamiento con bandas de compresión, el calzado tejido y las sandalias de alta resistencia son elegidos para las experiencias ante la naturaleza en crudo.

El rubro cuidado personal es de vital importancia. Los millennials son hiper informados y atentos al cambio climático y el peligro de los rayos UV, priorizando la conservación del medio ambiente. Están por lo tanto a la vanguardia en la elección de protectores solares, anteojos de sol y prendas aislantes. Productos que al mismo tiempo llevan ventaja si cumplen condiciones de trazabilidad en la manufactura y obtención de sus materias primas.

El viaje y el envío

El celular es todo, y el canal digital es el canal de los millennials. Su período de aprovisionamiento transcurre frente a una pantalla, y la prioridad en la experiencia de compra de estos clientes es la disponibilidad y el ahorro de tiempo. No es descabellado para ellos comprar y gestionar el punto de entrega directamente en el destino de sus vacaciones.

Las tiendas online que hacen foco en la logística y facilidad de pago cuentan entonces con una gran ventaja para capturar a un público que en sus vacaciones más que nunca quiere resolver sus compras de inmediato. La situación ideal para un millennial es tener el producto que necesita en el momento que se le ocurre. Ese momento puede ser en el medio de sus vacaciones, y una situación atendible es la de tener presencia online y capturar sus búsquedas, pero al mismo tiempo disponer de hot spots en sitios estratégicos para brindar un máximo de disponibilidad.

La tendencia es la omnicanalidad. En su mundo ideal, los millennials compran desde su móvil en la tienda online y pasan simultáneamente a retirar su producto en la tienda física. Si ese no fuera el caso, la facilidad de pago y optimización en los tiempos de entrega son prioridades altas.

Ni planificación ni improvisación: velocidad

Para los millennials la experiencia es la prioridad, y por lo tanto no les gusta perder mucho tiempo en planificación. Saben que con la pantalla en la mano y su habilidad para las herramientas de búsqueda, organizan todo lo necesario en breves instantes.

Los millennials quieren conseguir lo que necesitan en el momento que se les ocurra, y si en el mundo antiguo eso era capricho, los medios modernos hacen que hoy sea una posibilidad bien real. Sólo es cuestión de estar ahí.

Close